"CONSEJOS"

CONSEJOS ÚTILES E INÚTILES 

 

  • ETIQUETAMOS LA HIPÉRBOLE COMO "VERSO"

    • CUANDO PUBLIQUEN UN COMENTARIO,POR FAVOR CIERREN ANTES LA SESIÓN.

    HIPÉRBOLE DEL AMOROSO

    HIPÉRBOLE DEL AMOROSO

    DE..... Natalia

    Te amo tanto que soy un león
    Te amo tanto que hablo con los lápices
    Te amo tanto que como arcoíris
    Te amo tanto que olvido la vida
    Te amo tanto que tu cara la veo en todas partes
    Te amo tanto que me olvido hasta de mi nombre
    Te amo tanto que sueño contigo
    Te amo tanto que te regalaría una rosa
    Te amo tanto que para mi eres una rosa
    Te amo tanto que eres mi vida


    hipérbole del enamorado

    TT    TE AMO TANTO QUE…
    Marina
    Te amo tanto que ni como, ni bebo, ni respiro por ti                      
    Te amo tanto que si tú fueras mi agua, no pararía de beber               
    Te amo tanto que si me muero, mi sangre escribiría tu 
    nombre
    Te amo tanto que por verte mataría.
    Te amo tanto que si te veo desde el balcón, me tiraría sin pensarlo
    Te amo tanto que haría de Papá Noel, solo para entrar en tu casa
    Te amo tanto que no me hace falta, ni cargar el móvil
    Te amo tanto que si estamos a – 10ºC, no me hace falta abrigo
    Te amo tanto que cuando miro el cielo veo el arcoíris recogiéndote el pelo
    Te amo tanto que si fueras conductora de autobús no dejaría de coger tu línea

    Te a                                                                       

    LA LIBERTAD

    ¡FELICIDADES!

    LA LIBERTAD

    Daniel V.K. , Anass




    La libertad es dura
    como la vida,
    atrapada en unos barrotes
    sin salida.

    El viento huracanado
    despierta la soledad
    que la humanidad ha dejado,
    tras el tiempo pasado.

    Cuando me despierto 
    me siento muy arrepentido,
    de todo aquello que ocurrió
    delante de todo el  mundo.
    Siempre he querido pedir perdón.

    Miro las estrellas y miro el sol
    hasta cada montaña de mi alrededor.
    De repente me miro a mí y pienso,
    hecho daño a mí cuerpo y a mí corazón.




    LA LIBERTAD


    LA SOLEDAD PASADA


     ELIA Y BRUIS


    El hombre prisionero ,

    observaba la libertad ,

    en la celda oscura y fría ,

    reinaba la soledad.

     

    Los pájaros pasaban ,

    y él seguía ahí metido ,

    todos los recuerdos que pensaba ,

    en su alma los guardaba .

     

    Mirando a la telaraña ,

    pensaba en la batalla ,

    que estaba perdiendo ,

    sin llegar a un acuerdo .

     

    Conforme el tiempo pasaba ,

    en su familia más pensaba ,

    esta historia se acaba ,

    con una soledad pasada .

    libertad

    LIBERTAD

    Alexandra



    SUSTANTIVOS: Persona, barrotes, cielo, cara, nubes.
    ADJETIVOS: Triste, sucios, azul, soledad, bellas.
    LA LIBERACIÓN DE UNA PERSONA
    Una persona triste,
    desde detrás de lo sucios barrotes,
    están las personas solitarias,
    que miran las nubes del cielo que fueron liberadas.

    Tras varios largos años,
    las personas infelices,
    fueron liberadas
    y sus caras tristes se esfumaron,
    porque ya no estaban encerrados.

    Al ser liberados,
    fueron corriendo a ver a su familia,
     que les acogió enseguida
     y celebraron su alegría.

    Como ya no estaban encerrados,
    veían la naturaleza,
    al andar sin tristeza.

    MI VENTANA

    DESDE MI VENTANA

    ELMA

    Una mañana de noviembre,cuando yo contemplaba la fría tarde de otoño. Me llamo mí amiga Yaiza,al otro lado del teléfono se escuchaba a una persona gritando como loca de alegría. ¿Podemos quedar esta tarde? dijo dejándome sorda. Vale,le contesté. Ella venia de camino dando saltos. Fuimos a mi habitación y le pregunté, ¿No te parecen preciosas las vistas desde la ventana? Nada más acabar de decirlo empezó a dibujar en la ventana. ¿Que dibujas? le pregunté. Derrepente empezó a nevar a lo loco. Espera....¿en noviembre nevando? Rarisimó me contestó. ¿Que habías dibujado? Nieve me contestó. Ahora dibuja viento. Yiza me obedeció y dibujó viento. En unos instantes empezo a soplar el viento como nunca arrancando farolas,arboles... Yo le suplique asustada no dibujes más porfavor. Y Yaiza que hizo...Pues pintar que iba a hacer ¿Quedarse con la intriga? ¡nooo! Yaiza no es así. Todo lo tiene que probar,entonces la muy aventurera de Yaiza dijo: voy a dibujar unas estrellas gigantes y derrepente se hizo de noche y aparecieron las estrellas. Yaiza tartamudeando me dijo:¡Yo no he hecho nada! Y así nos quedamos dormidas mirando las estrellas y de esta manera acaba la historia de mi ventana

    Mi Ventana


       V              E               N              T           A              N             A
    Viento         Espejo       Naturaleza       Toyota     Andando        Número       Árbol   



    Mi ventana

    Un día cualquiera, fui a la ventana a cotillear, por si pasaba algo, pero nada.

    Me fijé en que había un viento... Bueno, en realidad no era tanto, porque había unas personas andado con carritos de bebé. Todos muy abrigaditos con bufandas, gorritos, abrigos...

    Al día siguiente después del colegio, miré otra vez por la ventana y era como un espejo.
    Me veía reflejada en el cristal y era muy divertido porque también veía las vistas, yo parecía un fantasma. Ví mucha naturaleza y como hacía mucho calor, abrí la ventana.
    Me fijé en un extraño árbol que era muy singular. Tenía preciosas hojas de colores, unas rojas, otras de un color amarillo precioso, unas marrones a punto de caer y otras verdes clarito, clarito, clarito. Casi fosforito. Tuve que ir a comprar.
    Un día más, volví a mirar por la ventana y vi que unos policías habían dado el alto a un coche de marca Toyota. Luego me fijé en un número que había en  la señal que ponía treinta y di por hecho  que se había pasado de la velocidad y le estaban multando. Estuve pensando que sin mi querida ventana no habría visto nada de esas cosas y poder disfrutar de ellas, comentar sobre ello... 

    Pensé que a lo mejor las preciosas cosas que vi por la ventana no se repetirían más. Entonces pensé en las cosas preciosas que había visto por la ventana y las empecé a dibujar tooooodas las cosas. Desde entonces todas las cosas que hago, deberes, lecturas , y sobre todo todísimo los dibujos los hago junto a mi ventana.

    Gracias a todas las ventanas, sobretodo a la de mi cuarto, me he convertido en una dibujante profesional, una escritora excelente y famosísima ¡Solamente por una ventana! 
    Sólo por pequeñas cosas o cosas que la gente no da importancia como un lapicero, una ventana, una puerta...

    Una vez miré por la ventana, una ventana cualquiera, una ventana de mi cuarto y ví que gracias a ella todo había ocurrido.

    Mira tu objeto especial, un boli, un lápiz, incluso una ventana y verás como en el futuro,no es un objeto cualquiera.



                                      Daniela




    VENTANA

    VENTANA

    ANASS

    En un día normal en el colegio, la ventana mostraba sus preciosas vistas a la naturaleza. Cada niño que pasaba por la ventana, podía pedir un deseo y al día siguiente se cumplía.
    Un día, Miguel pidió un deseo que siempre deseaba: tocar la preciosa naturaleza del exterior, y lo pidió. Pasaban días, semanas, hasta meses, hasta que un día, Miguel estuvo en lo profundo del bosque más hermoso del mundo. Había estado en una casa en el bosque y cada vez que veía la ventana de su habitación, se sentía orgulloso y libre por por su viaje misterioso a ese bosque tan hermoso. Después, cayó la noche, Miguel se durmió y se despertó en su casa en la ciudad. Miguel se puso trise, pero a la vez contento por aquél descubrimiento. En su clase, hizo una redacción sobre su estancia en el bosque y se la guardó para sí mismo. Él sabía que era una experiencia inolvidable gracias a la ventana de su clase

    La libertad

    LA  LIBERTAD

    MARCOS Y TINO


    Un hombre triste
    agarrando los barrotes
    mirando el cielo azul
    con la telaraña por medio.

    Con pocas ganas
    se acordaba de su hijo
    cuando miraba el cielo
    veía carita de recién nacido.

    Libertad gritaba
    cuando la luz salía
    pensando en el mañana
    que correr podría.

    Los pájaros cantaban
    lo que muy pronto soñaban
    atrapar esas alas 
    y salir de las celdas.




    La historia de la ventana.

    La historia de la ventana.

    Marcos Rodriguez.

    Era un día, que estaba yo  y mi  amigo Daniel B  en mi casa. Estábamos mirando por la ventana, y veíamos como los árboles se movían del viento que hacía.
    Otro día quedamos otra vez, y veíamos como llovía. Y las hojas estaban en el suelo, el agua que caía de las nubes las arrastraba de un sitio a otro. Y como llovía tanto Daniel no podía salir de casa, porque llovía mucho y se quedó a dormir.
    Por la noche, después de cenar, salimos a la terraza y vimos las estrellas fugaces.

    libertad

    libertad

    marina y mario

           LA LIBERTAD
    En una celda oscura
    Hallaba un preso arrepentido
    Que en soledad miraba
    Como los pájaros libres volaban.

    Solo había barrotes oxidados,
    Y enormes telarañas,  
    El tenía envidia,
    De esos pájaros libres.

    Su alma estaba muerta,
    Y su desesperación muy viva
    Culpabilidad sentía,
    de no haber hecho,
    lo que debía

    Las manos pobres y frías,
    y el cerebro dolorido,
    pero donde más dolía
    era en el corazón partido

    ventana

    ventana

    marina


              VENTANA
                                    A   S   O   R  Z   A    I
                                   C    T   G   A  U   V    R
                                  I     U   A   N  L   Í    E
                                  O     D   L   S       A
                                         I    E    P
                                          O  S     A
                                                    R
                                                    E
                                                   N                                           
                           T
                                                 E                                        







    LA HISTORIA DE MI VIDA CONTADA DESDE MI VETANA           Recuerdo aquella mañana, cuando el viento soplaba del norte, un cartel me dio una idea. Como quería ser actriz no estaría mal empezar con un anuncio de televisión. Seguiría por series, cortometrajes o largometrajes y si tenía suerte, presentarme a un casting para una película. Si esto no me iba bien me dedicaría a escribir libros.    
      Mi primer casting no fue muy bien, el director se reía de mí a mis espaldas, después dijo… Marta, si Marta, a sí me llamo, vete a la sala de espera que ya te llamaremos. Ojalá me toque, pensaba, cuando entonces escuché al director hablar con él cámara, que había llegado reciente mente que decía: Marta la que acaba de presentarse lo ha hecho de risa. Se empezaron a reír los dos, de repente, el director salió y me llamó para repetirlo. Medio llorando, lo mire y me fui. Le envié un mensaje a mí hermana  que ponía: HNH. Significa hermana necesita hermana. Cuando nos encontramos, le dije que quería abandonar y ella se negó. Me consiguió un papel para un largometraje llamado “ La historia de mi vida”, basada en mi novela favorita.
      El casting no era hasta dentro de 2 meses, pero yo ensayaba para que no me saliera mal, ensayaba con mi madre, mi padre, mi tío, mi abuela, pero como eso no era suficiente para hacerme una actriz de Hollywood, decidí presentarme a otros castings. Un día para desconectar un poco, decidí montarme en Tornado, mi caballo, a un bosque de nogales cerca del río Navía. Muy adentro del bosque, un incendio asusto al caballo esteme tiro al vacío de un barranco quedando yo inconsciente. Días después, un montañero me encontró, y con esperanza de recobrar la vida, me llevó a su cabaña. Pase inconsciente un mes, y cuando ya no tenía la mayor esperanza, se fue a cazar muy temprano y a eso de las 9:30 abrí un ojo seguido del otro. No sabía donde estaba, salí a investigar la casa era una cabaña muy acogedora, con unas transparentes ventanas decoradas con unas preciosas cortinas de algodón, una chimenea de leña y unas preciosas vistas. Había nevado esta noche y quería salir a desfrutar. No hacia aire, el cielo estaba azul y la nieve blanca. Estuve toda la mañana jugando, hasta que me rugían tanto las tripas como para provocar una avalancha. Decidí entrar a un estudio. Un señor mayor con canas estaba sentado frente al ordenador. Cuando me oyó se giro asustado.- a eres tu, me dijo. Después de un rato hablando, decidimos que volviera, que mi familia estará preocupada. Prepare mis cosas y me despedí colorín colorado, este cuento se ha acabado. Dijo la abuela dejando con cuidado a su nieta en la cama, le tapó, le dio un beso en la frente, apago la luz y se fue.

    LA VENTANA

    VENTANA

    Daniel 

    Hace años, en una casa sin luz, sin agujeros para que entre la luz, Dante Van Dan, hizo un invento para cuando saliera el sol, en la casa hubiera luz. Quemo arena y construyo un trozo transparente de un material muy fragil, hizo un agujero en la pared y entonces en ese agujero metió su invento, eso hacia que en ese trozo transparente que el habia construido, se recogiera la  luz, se acumulara la energía y eso hiciera que la casa tuviera luz.
    Un día mirando a través de su invento, vio una vaca y un elefante peleándose, pensando que lo habían visto se escondió durante dos horas y no quería ni mirar por miedo a que le hicieran algo. 
    Pasadas esas dos horas se asomó, vio que la vaca y el elefante ya no estaban y entonces se quedo viendo la naturaleza. En ese momento pasaba volando un águila a muy baja altura, le tiró una piedra y el águila en lugar de asustarse fue hacia él y como estaba en su agujero y era transparente el águila se choco y lo rompió. 
    Empezó a pensar en algún material que hiciera más resistente su invento, pero en ese momento no se le ocurría nada, solo el nombre que le iba a poner a su invento, que no fue otro que CRISTAL.
    Cada vez que pensaba lo hacía llevando en su mano una piedra que para el era como su amuleto y la llamaba BALA, ya que con ella rompia atroia todo.
    Unos meses después, consigio hacer su invento más resistente, para ver que erá resistente, tiró su piedra BALA contra el CRISTAL, y vió que efectivamente el cristal ni se rompía y ni tan siquiera se rajaba.
    Fue cuando en ese momento decidió cambiar el nombre de su invento, y en lugar de llamarlo CRISTAL lo paso a llamar ANTIBALAS.
    Dante empezó a tener problemas de dinero, ya que no tenia ni para comer, entonces fue cuando decidió  ir a los pueblos más ricos y vender su inventó por 100 monedas de oro.

    Como veía que su inventó se vendía bien, construyo más por lo que en una hora consiguio 2.100 monedas y una vaca.

    Una ventana mágica

    UNA VENTANA MÁGICA

    Yaiza

    Recuerdo un día muy, pero que muy raro, en el yo estaba con mis amigos: Natalia y Nacho. Ese día fue muy emocionante, viví una gran aventura. Os voy a contar lo que me ocurrió. Estábamos en clase de lengua haciendo un trabajo en grupos y de repente sentí como que la ventana me estaba llamando y le pregunte al profesor Guillermo, si me podía acercar a la ventana. Fui hacia ella y entonces me llevó a otro mundo. Aparecí en un lugar en el que los niños volaban, los padres no trabajaban y ganaban dinero divirtiéndose. ¡Como molaba ese mundo! Pensé que todo iba genial, en esa tierra, pero me equivocaba. A los dos minutos empezó un grande terremoto, no sabia lo que estaba pasando: los árboles se movían , las casas se derrumbaban, los niños gritaban.  En mi tierra no nos había pasado antes. Al menos no me había pasado a mí. Después de una hora, el terremoto se fue calmando y todo volvió a ser como era antes, un mundo genial. Tras horas y días disfrutando de ese paisaje yo, tuve que volver, porque llegaba el fin de semana y el colegio se cerraba (no me quería quedar encerrada). Cuando llegué,  mis padres y mis profesores se enfadaron conmigo, siendo que yo no había hecho nada. Les dije que era la ventana pero no me creyeron. ¡Estoy castigada todo el año sin ver la tele! ¡Noo!


                                Fin
                                                                                              




    MI VENTANA

    La ventana soleada

    Kevin

    VENTANA
    V=volar                        
    E=enfadado
    N=nunca
    T=tormenta
    A=aire
    N=noria
    A=avión

    Una mañana soleada salí de casa para ir al colegio. Al llegar me di cuenta de que tenía que traer una cosa. Como no pude volver le dije al profesor que se me había olvidado en casa. Al acabar el colé volví a casa y vi un avión atreves de mi ventana. La ventana me habló y me dijo: no tengas miedo,soy yo, tu ventana. !que¡ ¿mi ventana?. Si pero... ¿desde cuando puedes hablar?. Desde que me fabricaron. Mi antiguó dueño,era científico y me echo un producto para que pudiese hablar y volar con el. Desde entonces,soy feliz,porque puedo hacer unas cosas que las ventanas normales no pueden hacer:como ver la noria y el parque de atracciones que tenemos en frente de casa,sentir el ayer,viento y las fuertes tormentas... ¡Nunca e estado tan feliz en mi vida!. También me enfado cuando me golpeas o cuando me lanzan algo,pero eso pasa pocas veces así que me da igual. Entonces sabiendo que eres una ventana parlante ¿puedo contárselo a mis familiares y amigos?.
    ¡No lo hagas!. Que sino me tiraran a la basura. Vale entonces este será nuestro pequeño secreto.Adiós ventana me voy a la cama.
    Fin

    LA LIBERTAD

    NO SOY NADIE SIN MI LIBERTAD

    DANIEL.B Y ELMA

    Estaba en una cárcel oscura,
    agarrando con mis puños enfadado,
    los barrotes oxidados,
    salir de aquí es mi cura.

    En la ventana rota se reflejaba,
    mi barba poco afeitada,
    también mi habitación se veía,
    como una araña se pudría.

    Miré fijamente por la ventana,
    en el cielo azul se veía,
    como los pájaros volaban,
    pensar como volar sería.

    Por la mañana temprano observaba,
    como las luces de mi prisión se encendían,
    las puertas de mi celda se abrían,
    salí de la celda y por primera vez en mi vida,
    feliz me sentía.

    LA LIBERTAD

    EL PRISIONERO

    NATALIA , YAIZA Y DANIELA


    EL PRISIONERO

    Un hombre sensible,
    con pijama rayado
    sufria  entre barrotes duros y oxidados.

    Aquel hombre soñaba,
    con salir por esa ventana,
    rota, sucia y vieja,
    la prisión estaba.

    Vio unos pájaros volar,
    con la mano los quiso tocar,
    pero la gran telaraña le impidió pasar.

    Su corazón fuerte, su pelo blanco,
    se le iba cayendo rato a rato.

     

    MI VENTANA

    EL MISTERIO DE LA VENTANA PARLANTE

    JAVIER


    V
    E
    N
    T
    A
    N
    A


    I
    X
    A
    O
    G
    U
    R


    E
    T
    T
    R
    U
    B
    B


    N
    E
    U
    M
    A
    E
    O


    T
    R
    R
    E

    S
    L


    O
    I
    A
    N






    O
    L
    T






    R
    E
    A







    Z








    A






    Era un día de tormenta en el colegio Foro Romano. La tormenta tenía tanta cantidad de agua, era tan fuerte y con tantas nubes, que los niños no podían salir al exterior. Éstos se tuvieron que quedar dentro del colegio y los profesores les dejaron jugar por todo el colegio.
    Pepe y sus amigos jugaron al escondite. A Pepe no le tocó pagarla. Se escondió en el aula de naturaleza, pero como sabía de qué allí le pillarían fácilmente, se fue a la biblioteca porque sabía que a sus amigos no les gustaba leer y allí seguro que no entrarían.
    De repente oyó una voz que le dijo: -¿qué haces aquí?-. Pepe respondió:¿quién eres?, ¿dónde estás?-. -Estoy aquí, acércate, no tengas miedo- dijo la voz. El sonido provenía de la ventana.
    Pepe se asomó por la ventana, pero no vio a nadie más allá. Dijo -¿holaaa?-. No me chilles al oído, soy yo, la ventana-.
    Pepe se sorprendió mucho, pero no estaba muy asustado. Como la ventana estaba húmeda dibujó en ella con el dedo unos ojos y una boca; así era más fácil conversar con ella. Después de explicarle que estaba jugando al escondite, le preguntó si podía contar a alguien de su existencia.
    Como la ventana dijo que sí, rápidamente, Pepe, fue a avisar a todos sus amigos de que en el colegio había una ventana que hablaba. Primero encontró al que la pagaba, después entre los dos, se fueron a pillar al resto y se reunieron en el gimnasio.
    Una vez todos reunidos en el gimnasio, Pepe les contó, que en el colegio había una ventana que hablaba. Sus amigos no le creían y entonces, fueron a la biblioteca a comprobar si era verdad. Cuando llegaron, Pepe les guió hasta el rincón dónde se situaba la ventana. Estuvieron en el lugar que Pepe les indicó, pero no se oía ninguna voz. Lo único que se oía era el sonido de la tormenta. Sus amigos ya no le creían, ¡pensaban que estaba loco!
    Al día siguiente, que ya no había tormenta, la encargada de la biblioteca, Mª Jesús, iba a las ocho de la mañana a comprobar cómo estaba la biblioteca. Mª Jesús estaba sentada en su ordenador y de repente oyó una voz que decía: -hola, buenos días-. Se quedó muy sorprendida porque no sabía quién le hablaba. Ella contestó -hola, ¿quién eres?-. No contestó nadie y por eso, empezó a buscar quien le había hablado. Tras media hora buscando, encontró a la ventana que le hablaba. Mª Jesús le dijo a la ventana que cómo podía hablar. La ventana dijo que no lo sabía. De repente sonó el timbre y tuvo que bajar a por su clase.
    A la hora del recreo volvió a la biblioteca para asegurarse de que la ventana seguía ahí. Como a Mª Jesús le extrañaba que hubiera una ventana habladora, decidió informar al resto de profesores. Cuando se reunieron todos lo profesores, Mª Jesús les dijo que en el colegio había una ventana que hablaba. No le creía nadie y por eso les guió hasta el lugar donde se la encontró.
    Fueron a la biblioteca y se quedaron todos tan sorprendidos, por que la ventana les hubiera hablado, que llamaron  inmediatamente a la OICR (Organización que Investiga los Casos Raros). Les dieron la información necesaria para que pudieran llegar al colegio. También desalojaron a los niños y les enviaron a su casa. La OICR llegó a la biblioteca y los científicos de esta organización se pusieron a analizarla, hacerle preguntas...
    La OICR nunca había tenido un caso tan raro como este. Y mientras lo investigaban, los niños no podían ir al colegio. Así que se alegraron un montón.
    Pepe les dijo a sus amigos que era por lo de la ventana que hablaba. Esta vez si que le creyeron y por eso fueron inmediatamente al colegio a preguntar los resultados que les daban a la OICR. Como no podían entrar por la puerta principal, tuvieron que escalar las verjas, después subir al techo del colegio y entrar por la terraza.
    Una vez arriba, en la terraza, entraron y bajaron al piso inferior para ver de nuevo la ventana y preguntar por sus resultados. Pero tenían un problema: que estaban todos los hombres cubiertos de un plástico muy raro y no se podía ver desde allí la ventana, debido a la multitud de hombres que había analizándola y haciéndole preguntas. Intentaron entrar y para camuflarse se pusieron unos plásticos que había en el suelo.
    Entraron a la biblioteca y llegaron hasta la ventana, pero se les echó todo el plan abajo porque la ventana les reconoció inmediatamente.
    Unos cuantos hombres que trabajaban en la OICR les llevaron fuera del colegio y les preguntaron -¿qué hacéis aquí?-. Los chicos les respondieron que lo único que querían era informarse de cómo era posible que una ventana hablara. Los hombres se lo dirían encantados, pero son menores de edad y ni siquiera les han preguntado si podían entrar.
    También llamaron a sus padres para que vinieran a buscarlos. Y les cayó una gran bronca por haber entrado cuando dijeron que estaría cerrado una temporada.
    Después de esto, los hombres, tuvieron que subir otra vez para seguir con la investigación. Pero llegaron un poco tarde por que los científicos habían sacado la conclusión de que el colegio quedaría cerrado para siempre y los niños no tendrían que ir al colegio nunca más.
    Como aún no sabían el por qué la ventana hablaba se tuvieron que quedar semanas y semanas, meses y meses hasta que encontraron una respuesta. La empresa Montaña de construcciones trabaja con productos químicos muy avanzados que hacen que un ser inerte pueda comunicarse únicamente con los humanos.
    La OICR les puso una denuncia por hacer que un ser inerte, como una ventana, puediera comunicarse con los humanos. También les enviaron un correo diciéndoles que les habían denunciado por hacer que un ser inerte pueda hablar. Encima en un lugar público.
    Cuando la empresa Montaña les contestó les dijo que no trabajaban con productos químicos, ni podían hacer que un ser inerte puediera comunicarse con los humanos. Como no lo admitía, tuvieron que ir a juicio para ver quién tenía razón.
    Una vez en los juzgados, la OICR entró normal y el jefe de la empresa Montaña entró con la cabeza agachada como si fuera verdad. En la sala donde se hacen los juicios, después de que entraran las personas que tenían que entrar, los jueces empezaron. La OICR entregó sus papeles y la empresa Montaña también.
    Estuvieron  horas y horas metidos en la sala donde se celebran los juicios. Hasta que los jueces dijeron que la empresa Montaña tenía que cerrar, debido a que podían hacer que los objetos/seres inertes pudieran comunicarse con los humanos. El colegio Foro Romano también tuvo que cerrar, porque en él se encontraba aquella ventana, la ventana que hablaba con los humanos.
    Pero como los científicos de la OICR llegaron a la conclusión de de que tenían que derrumbar el colegio porque la ventana se había reproducido y ahora la mayoría de ventanas del centro eran ventanas habladoras.
    Cuando lo derrumbaron se lo llevaron en remolques al vertedero y pasaron por la casa de Pepe, que estaba asomado a la ventana mirando los camiones.
    De repente la ventana de su habitación le dijo: -hola Pepe-.
    Pepe contestó: -¿eres tú, ventana?, ¿también puedes hablar?-.
    -Sí, casi todas las ventanas del pueblo hemos nacido en la misma empresa y podemos hablar entre nosotras, pero nos quedamos calladas cuando hay gente delante. No debes decírselo a nadie.- dijo la ventana.
    -¿A nadie?- dijo Pepe.
    La ventana le contestó: -Bueno, solo a los niños, pero no se lo podrán contar a ninguna persona adulta, si no nos pasará lo mismo que a la ventana del colegio.-
    Desde entonces, los adultos no lo saben, pero todos los niños del pueblo tienen una amiga en su habitación (su ventana) y habla con ella cuando no están sus padres delante.